En mi diario vivir me encuentro siempre con personas que quieren cambiar aspectos de su vida, ya sea para sentirse mejor físicamente, mentalmente, o profesionalmente. Sea el ámbito que sea siempre tienen esas ansias por hacerlo, pero nunca saben cómo iniciar.

En este blog me he dado a la tarea de buscar e investigar a profundidad qué cosas se pueden implementar en su diario vivir, que son indispensables para poder mejorar cualquiera de esos aspectos.

Cuando me dirijo a estos Tips lo quiero enfatizar de manera general, dando paso al inicio de la realización de un cambio, ya que en muchos de los casos no podemos negar la importancia de buscar a alguien que nos guíe y ayude en este tipo de procesos, de manera más enfocada en el aspecto a mejorar, ya sea un profesional en psicología, un coaching personal de vida o físico, o un nutricionista etc.

Pero hablando en términos generales y por muchos estudios realizados en los últimos años, hay acciones generales que realizan las personas que tienden a tener una influencia positiva en su rutina diaria, que los hacen sentirse mejor y llegar a concluir sus metas con mayor facilidad.

Lo mejor de cada uno de estos Tips que voy a decirles a continuación es que son cosas alcanzables y que solo dependen de un factor fundamental, este factor es tomar la decisión de mejorar y sentirnos mejor.

  1. Mejorar los hábitos alimenticios:  La manera más sencilla en la que puedo explicarles este punto es sabiendo que si nos alimentamos con los nutrientes necesarios para el desarrollo de nuestras funciones básicas de manera adecuada producimos un cambio en nuestro cuerpo y mente, mejorando las funciones cognitivas y fisiológicas, ya que creamos el aporte necesario para nutrir a nuestras células y esto nos provee la energía necesaria para realizar nuestras tareas diarias. No hablo de hacer dietas, solo enfatizo en la diferencia entre comer y nutrir nuestro cuerpo para un mejor funcionamiento diario y mejorar al mismo tiempo nuestro aspecto físico.
  2. Realizar actividades físicas diarias: Hacer una caminata de 30 minutos diarios, bailar, hacer pesas, natación o cualquier actividad física que realicemos diariamente hace que nuestro cuerpo produzca y libere las endorfinas, éstas son sustancias producidas por la glándula pituitaria y el hipotálamo, que funcionan como neurotransmisores que se activan cuando estamos ante un nivel de estrés positivo como es el caso del ejercicio, produciendo la sensación de bienestar, alegría y euforia en nuestro cuerpo, disminuyendo la sensación de dolor emocional.
  3. Dejar las excusas de lado: Si te propones cambiar o mejorar un aspecto de tu vida lo mejor que puedes hacer es dejar de quejarte, quitando frases como de que no tienes tiempo o que no tienes los implementos o inventar excusas. Siempre que tú quieres algo de verdad debes hacer todo lo necesario para alcanzar esa meta buscando y usando tus recursos. La mejor manera de lograr una meta o realizar un cambio es ir dando pasos pequeños pero constantes para ese cambio, ya que nada se logra de la noche a la mañana y eso hay que tenerlo muy claro para no rendirnos en el proceso.
  4. Leer o aprender: “El conocimiento es poder”. Grandes pensadores como Aristóteles, Francis Bacon, Thomas Hobbes, hacen alusión a esta frase con el fin de dejarnos en claro que como el conocimiento es infinito entre más podamos adquirir, más poder podemos tener. Hablamos de un poder ya sea, interno para mejorar nuestras emociones, como también un poder externo para crear un mundo a base de oportunidades infinitas, al usar nuestro conocimiento a diario para manejar situaciones o hasta conseguir una meta propuesta. El leer y aprender nos hace expandir nuestra mentalidad y ver el mundo de ideas y estudios que se han realizado y se realizan a lo largo de la vida de manera creativa e incentiva, la cual podemos tomar de ejemplo todo para nuestro beneficio.
  5. Fortalecer tu mente: El control de tus emociones depende de tus pensamientos, pero ¿cómo podemos hacer para que todos esos pensamientos negativos se conviertan en positivos? solamente mediante una decisión de cambio y fortalecimiento de tu mente. Hay miles de maneras de poder hacer esto, yo recomiendo la meditación o hipnoterapia, que son métodos ancestrales basados en agradecimiento, relajación y en la utilización de nuestro subconsciente para el crecimiento personal y la búsqueda de tu propósito en la vida.
  6. Enfoque: Si analizamos a las personas que triunfan y destacan en sus profesiones o vidas, logramos darnos cuenta de que tienen algo en común, en este caso es el enfoque, todas se desarrollan de la mejor manera en ese ámbito especifico en el que han trabajado toda su vida, le dedican toda su energía y empeño a realizar esa meta. Ellos realizan una meta a la vez, haciendo que ésta los lleva a la siguiente y a la siguiente, pero hasta llegar alcanzarla no se desvían y esto los lleva al éxito.
  7. Descansar: Tú haces que tu cuerpo y mente estén en constante trabajo diario, ya sea de manera física o mental, pero siempre en movimiento. Debemos saber de la importancia de poder llegar a descansar de una manera adecuada luego de un día duro de trabajo, ya que solo así podemos tener el funcionamiento óptimo de nuestro cuerpo durante todo el día. Durante las 5 fases del sueño logramos mantener y reforzar las funciones básicas para nuestro desarrollo físico y cognitivo como, por ejemplo: la liberación de las hormonas de crecimiento, las hormonas sexuales, mejorar la realización de las funciones del sistema inmunológico, etc. Por el contrario, si no descansamos adecuadamente aumentamos los niveles de estrés y ansiedad desencadenando patologías mentales o físicas en el futuro. Por eso está el rango mínimo de 8 horas diarias en un adulto.
  8. Dedicarte tiempo para verte de la mejor manera: Aunque se supone que el hábito no hace al monje, es muy cierto que, si nos vemos ante un espejo llorando y con pijama no nos vamos a sentir bien, a diferencia que si podemos vernos al espejo vestidos de la manera que nos gusta y en la cual puedes alagar tus cualidades. El tener hábitos de higiene, rutinas de belleza, utilizar la ropa y el maquillaje que nos gusta, hace que podamos ir ante la vida con una mejor actitud, y esto hace que transmitamos esa seguridad y felicidad ante los demás creando un mejor ambiente y trato entre las personas con las que nos desarrollamos.